Jeep sale a dar batalla con su flamante camioneta Gladiator | Digital Trends Español

Como “la pickup de tamaño medio más capaz de la historia” definió Jeep su nuevo modelo Gladiator, su primera camioneta desde 1992, cuando se interrumpió tras ocho años la producción de su recordada Comanche.

“Inmediatamente reconocible como Jeep, representa lo último en vehículos preparados para llevar a cabo todo tipo de aventuras al aire libre”, comentó el responsable de la marca para Norteamérica, Tim Kuniskis, sobre el ejemplar cuya venta se iniciará el segundo trimestre de 2019.

Exterior

La todoterreno presentada en el Salón de Los Ángeles mantiene la parrilla de siete barras del Wrangler, pero ahora son más anchas para aumentar el flujo de aire hacia el motor, mientras que su parte superior fue suavemente reclinada para mejorar la aerodinámica.

Opcionales serán los faros delanteros y antiniebla LED, que son complementados por luces de circulación diurna que forman un halo alrededor del perímetro exterior de los faros delanteros, explicó la filial del grupo Fiat Chrysler Automobiles (FCA).

Coronado, como es habitual, con luces cuadradas, el extremo posterior presenta una apertura de puerta ensanchada para facilitar la carga de objetos. Además, la puerta tiene cierre eléctrico, amortiguación y tres posiciones de apertura.

El parabrisas cuenta con cuatro ganchos de bloqueo para hacer más fácil y ágil el plegado. Una barra transversal delantera conecta los pilares y se queda fija, incluso con el parabrisas abatido, lo cual permite que el retrovisor se mantenga en su lugar.

Basada en la cuarta generación del Wrangler, la Gladiator equipa un techo blando Sunrider con un sencillo mecanismo de apertura y ayuda a reducir el ruido exterior. Además, dispone de varias sujeciones que se deslizan por un rail para simplificar el desmontaje del cristal trasero. También están disponibles ejemplares con techo duro.

Interior

En el interior, resalta su consola central y su panel de instrumentos revestido a mano, con superficies suaves al tacto con costuras en contraste y acentos en metal. La consola alberga el selector del cambio y de la caja de transferencia, así como el freno de mano. La palanca de velocidades, las agarraderas y el marco de la pantalla de infoentretenimiento emplean tornillos de verdad.

Los asientos de tela o con contornos de cuero presentan marcadas costuras y disponen de controles para ajustar el agarre lateral y el soporte lumbar. Otros elementos destinados al confort, como asientos delanteros y volante con calefacción, también están disponibles como opción.

Entre otras características, la cabina incluye bolsillos de malla en las puertas y varias áreas habilitadas para guardar los teléfonos móviles.

Los asientos traseros pueden plegarse en posición de “butaca” revelando un contenedor que sirve para guardar diferentes objetos bajo ellos. También, puede añadirse una tapa con cerradura que tiene dos tamaños según la configuración 60/40 de la fila trasera.

El panel de instrumentos es dominado por una pantalla de 3.5 pulgadas o una opcional de siete LED con transistor de película fina (TFT, por sus siglas en inglés). El sistema permite al conductor configurar la información visualizada en más de 100 maneras distintas, incluyendo la música, el control de la presión de los neumáticos, la alerta de presión baja y el indicador digital de la velocidad.

Desde la pantalla táctil más pequeña, se maneja el sistema de infoentretenimiento Uconnect de cuarta generación. Debajo de la pantalla, se encuentran los controles del clima, del volumen y los puertos USB.

La versión Rubicon cuenta con cámara delantera offroad que permite visualizar los obstáculos del terreno. Colocada en la ranura central de la parrilla de siete barras característica de Jeep, puede controlarse desde las Off Road Pages del Uconnect.

Bajo el capó

De momento, Jeep ha provisto al Gladiator de un único motor, el Pentastar V6 de 3.6 litros, que entrega 285 caballos de potencia y un torque de 260 libras/pie (353 Nm). De serie, el vehículo llevará una caja manual de seis velocidades y será optativa una automática de ocho marchas.

Esta versión ofrecerá una capacidad de remolque de hasta 7,650 libras (3,470 kilos) y una capacidad de carga de 1,600 libras (726 kilos).

En 2020, se incorporará a la línea un propulsor EcoDiesel V-6 de 3.0 litros, que ofrece 260 caballos y un torque de 442 lb-pie (599 Nm) ligado a una transmisión automática de ocho relaciones.

Según informó la casa estadounidense, el nuevo Gladiator 2020 proporcionará una inigualable capacidad todoterreno gracias a dos avanzados sistemas 4×4: Command-Trac 4×4 y Rock-Trac 4×4, que se complementarán con los diferenciales con bloqueo electrónico Tru-Lok.

yH5BAEAAAAALAAAAAABAAEAAAIBRAA7

El chasis del Gladiator utiliza materiales avanzados e ingeniería que ayudan a la reducción de peso sin perder rigidez y estabilidad. Presenta un cuadro de acero ligero y de alta resistencia, 31 pulgadas (78.7 centímetros) más largo que el del Wrangler de cuatro puertas. La distancia entre ejes también es 19.4 pulgadas (49.2 cm) mayor.

Para proteger componentes críticos, como el tanque de combustible, la caja de transferencia o el cárter de aceite de la transmisión automática, el Gladiator emplea cuatro placas y barras protectoras.

Según el fabricante, sus ángulos de ataque “le permiten ir a cualquier parte”: 43.6 grados de entrada, 20.3 del ventral y 26 en la salida. Del suelo, exhibe un despeje de 11.1 pulgadas (28.2 cm) y tiene una altura de vadeo de hasta 30 pulgadas (76.2 cm).

Jeep agregó que el Gladiator equipa más de 80 componentes de seguridad activa y pasiva, como monitoreo de punto ciego, sensor de ruta transversal de reversa, cámara todoterreno delantera, cámara trasera ParkView con líneas de cuadrícula dinámicas, control de crucero adaptativo y control electrónico de estabilidad con mitigación electrónica antivuelco.

Finalmente, la filial del grupo FCA recordó que Mopar ofrecerá más de 200 nuevos y rediseñados accesorios Jeep Performance Parts para la personalización del vehículo, desde cubiertas para caja o tapas protectoras, partes destinadas a mejorar el rendimiento como kits de elevación, luces todoterreno hasta protectores laterales o rines.

Construida en la planta de Toledo, Ohio, la Jeep Gladiator estará disponible en cuatro acabados: Sport, Sport S+, Overland y Rubicon.

Recomendaciones del editor






We want to thank the author of this post for this outstanding material

Jeep sale a dar batalla con su flamante camioneta Gladiator | Digital Trends Español

Fuzzy Skunk